Semana Mundial de la Lactancia Materna – Clínica Modelo Lanus
(011) 4229-6000
Fechaagosto 02, 2021

Semana Mundial de la Lactancia Materna

Categories Flecha

Del 1 al 7 de agosto se celebra en más de 170 países la Semana Mundial de la Lactancia Materna, destinada a fomentar la lactancia natural y a mejorar la salud de los bebés de todo el mundo.

Este año el lema es «Proteger la Lactancia Materna: Una Responsabilidad Compartida» y se centrará en la importancia de evitar la discriminación de las madres lactantes en todos los ámbitos, ofreciendo apoyo familiar y comunitario, además de aplicar políticas equitativas de Igualdad así como programas socio-sanitarios basados en la evidencia.

La lactancia materna es la forma ideal de aportar a los bebés y niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables.
Lo más recomendables es comenzar con el amamantamiento lo más rápido posible después del parto, preferentemente en la primera hora de vida del bebé. Las primeras succiones son de calostro, que contiene grandes cantidades de anticuerpos que le otorgan defensas al bebé.

Beneficios de la lactancia materna

Para el bebé

Gracias a la composición de la leche materna, amamantar reduce el riesgo de que tu bebé padezca de:

  • Infecciones en los oídos
  • Alergias
  • Eczema
  • Asma
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Neumonía
  • Diabetes infantil
  • Obesidad en la adolescencia y en su adultez
  • Síndrome de muerte súbita del bebé (SIDS)
  • Algunos estudios afirman que la lactancia estimula el desarrollo del cerebro del bebé.

Para la mamá

La lactancia materna ayuda a fortalecer el vínculo afectivo madre-bebé, ya que durante la succión del pecho se estimula la liberación de oxitocina, la “hormona del amor”. También ayuda al útero a recuperar su tamaño normal, es decir, el que tenía antes del embarazo y puede reducir el riesgo de padecer cáncer de mama y cáncer de ovario.

Consejos durante la lactancia

Mientras una mujer está dando el pecho se recomienda:

  • Consumir entre 450 y 500 calorías adicionales por día para producir suficiente leche.
  • Consumir pescado o mariscos dos o tres veces a la semana.
  • Beber mucho líquido. Sobre todo agua, ya que es la base de la composición de la leche materna.
  • Beber pocas bebidas con cafeína y en lo posible evitarlas por completo especialmente durante los primeros días después del nacimiento de tu bebé.
  • Evitar beber bebidas alcohólicas y, en caso de consumirlas, siempre esperar al menos dos horas después de beber alcohol para amamantar.
  • Evitar fumar, ya que el humo de segunda mano puede dañar la salud de los bebés y también puede disminuir la producción de leche materna.
  • Consultar siempre con el obstetra antes de tomar medicamentos, ya que algunos pueden transmitirse al bebé a través de la leche materna.

La OMS recomienda la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses de vida, la introducción de alimentos apropiados para la edad y seguros a partir de entonces y el mantenimiento de la lactancia materna hasta los 2 años o más.

Fuente: Organización Mundial de la Salud